Ted Bundy las apariencias engañan comentario de la película

por Catalina Donoso

Comentario de la película

Una thriller basado en el caso de Ted Bundy el conocido asesino a serie que marco historia por sus crímenes, un film basado en el libro que escribió su ex novia Elizabeth Kendall, “The Phantom Prince: My Life with Ted Bundy”,  publicado en 1981 y describe la relación romántica que tuvo con el asesino en serie, así el film va narrando los episodios que Bunty se enamora de la joven y se ve frustrada su relación por encontrarse bajo prision, y alegatos de corte. La película muestra a un joven soñador y aventurero con un futuro prometedor en la abogacía y con intereses políticos que es acusado de 30 crímenes entre ellos asesinatos y violaciones a jóvenes universitarias, la película esta basada en hechos históricos pues este caso fue uno de los primeros en ser televisados internacionalmente. El film deja en vilo si el fue el culpable de todos los crímenes dejando a la audiencia en duda de su culpabilidad pues el personaje en cuestión se declaro siempre inocente, de crímenes cometidos entre 1974 y 1978, Se dice que Ted Bundy mató a 30 mujeres de acuerdo a cifras oficiales, pero también se maneja una cifra de 100 mujeres víctimas del asesino en serie.

Screen Shot 2019-09-20 at 20.26.48.png

El film no es pretencioso ni ambicioso tampoco ofrece nada nuevo pero si esta bien presentado siguiendo las secuencias historias y representativas de materiales y documentales policiales y periodísticos. La actuación de Zack Efron es extraordinaria saliendose de su zona de confort de niño bonito a un asesino en serie inteligente.

Screen Shot 2019-09-20 at 20.26.58.png

Un film que provoca la duda y curiosidad del espectador que desea saber mas sobre uno de los casos mas relevante de un asesino en serie.

NotaScreen Shot 2018-06-10 at 14.35.50Screen Shot 2018-06-10 at 14.20.49Screen Shot 2018-06-10 at 14.20.49WhatsApp Image 2019-02-17 at 19.44.25

Trailer

Sinospis

Screen Shot 2019-09-20 at 20.26.39.png

‘Extremely Wicked, Shockingly Evil, and Vile’ abarca la historia de la figura del asesino en serie estadounidense Ted Bundy, que durante la década de los años setenta violó y asesinó a numerosas mujeres. Confesó 30 homicidios que cometió en siete estados entre 1974 y 1978, pero el número real de víctimas es desconocido. Este sórdido documental está contado a través de los ojos de la que fue, por un largo tiempo, la novia de Ted, y quien se negó a creer la verdad durante años. Este Thriller esta protagonizado por Zac Efron en el papel del criminal. Además, dentro del reparto destacan personalidades como Jim Parsons, que interpreta al fiscal general Larry Simpson, John Malkovich, Lily Collins, Jeffrey Donovan y Kaya Scodelario entre otros.

También se puede encontrar un documental en Netflix que habla sobre el caso e investigación periodística que se realizo en su tiempo.

Sobre Ted Bundy

Theodore «Ted» Bundy fue un secuestrador, violador y asesino en serie de mujeres estadounidenses. Después de más de una década negándolo, confesó treinta homicidios que cometió en siete estados entre 1974 y 1978. El número real de víctimas es desconocido.Se le comprobaron treinta asesinatos, fue condenado a muerte y ejecutado en la silla eléctrica el 24 de enero de 1989.

Bundy bajo custodia policial.

El 23 de febrero de 1976 comenzó el juicio contra Ted Bundy por secuestro agravado. Tenía 29 años y entró en la sala con la confianza de que no existían pruebas suficientes contra él. Sin embargo, Carol DaRonch lo señaló como el hombre que intentó secuestrarla y amenazó con matarla. Él negó conocerla, pero carecía de coartada. El 30 de junio de 1976 fue sentenciado a una condena de 15 años de prisión con posibilidad de libertad condicional. En prisión, los médicos le efectuaron pruebas psicológicas y toxicológicas concluyendo que no era psicótico, ni drogadicto o alcohólico, y que tampoco sufría algún tipo de daño cerebral. Los resultados de las pruebas permitieron seguir preparando procesos en su contra.

Las pruebas periciales del Volkswagen determinaron que las muestras de pelo encontradas en el vehículo pertenecían a Melissa Smith y Caryn Campbell. Exámenes posteriores revelaron que las contusiones cerebrales en ambos cuerpos podían haber sido ocasionadas por la palanca encontrada en el coche de Bundy. La policía de Colorado levantó cargos por asesinato el 22 de octubre de 1976. En abril de 1977 fue trasladado a la prisión del condado de Garfield, Colorado.

Durante los preparativos de su segundo juicio, Bundy despidió a sus abogados y decidió defenderse él mismo. Por ese motivo se le permitió visitar la Biblioteca de la Corte de Aspen (Colorado). El 7 de junio de 1976 saltó desde la ventana de la biblioteca, lesionándose el tobillo. Aun así, eludió a la policía durante seis días y sobrevivió robando y durmiendo en una cabaña abandonada. La policía lo atrapó cuando trataba de robar otro Volkswagen con las llaves puestas.

Screen Shot 2019-09-20 at 20.31.36.png

Volvió a escapar de nuevo en enero de 1977 trepando al techo de una de las estaciones de la cárcel, para desde ahí acceder a otra parte del techo que desembocaba en el armario de un departamento vacío del penal. Esperó a que no hubiera nadie cerca y salió por la puerta delantera de uno de los departamentos de los funcionarios de prisiones. Hasta la mañana siguiente, pasadas quince horas, no se dieron cuenta de su desaparición. Esta vez huyó a Chicago y Florida usando el

Bundy ejerció como su propio abogado, pero las evidencias contra él fueron aplastantes. Primero fue el testimonio de Nita Neary, que lo señaló como el hombre al que vio salir de la fraternidad con una gorra puesta. Después subió al estrado el odontólogo Richard Souviron, quien determinó que las marcas de dientes encontradas en el cuerpo de Levy coincidían con la dentadura de Bundy. Testigos de cargo y descargo fueron llamados por ambos lados (incluyendo a Louise Bundy) para la defensa. Bundy lloró durante el testimonio de su madre (una rara muestra de emoción real). Al jurado le fue permitido escuchar detalles del secuestro de DaRonch.

El 31 de julio de 1979, tras siete horas de deliberación, el jurado lo declaró culpable. Él escuchó el veredicto sin demostrar emoción alguna, a diferencia de su madre, quien suplicó piedad. Bundy afirmó ser víctima de una farsa, de un juicio injusto y abusivo, por lo que no tenía que pedir clemencia por algo que no había cometido. El juez Cowart lo sentenció a la pena de muerte en la silla eléctrica por los asesinatos de Lisa Levy y Margaret Bowman.